Experiencia de usuario (UX)

¿Qué es la experiencia de usuario?

La experiencia de usuario se puede definir como el conjunto de factores y elementos de una página web y cómo estos tienen un efecto en el usuario que interactúa con ellos. La experiencia de usuario es un tema en auge ya que una buena experiencia de usuario puede marcar la diferencia y generar un gran aumento en las conversiones.

La usabilidad debe ir siempre de la mano del diseño. De nada sirve tener una página web muy bonita y moderna si la gente no sabe usarla. El encargado de usabilidad debe trabajar con el diseñador web para crear una experiencia concreta y diseñar el camino que los usuarios deben seguir, tanto en webs como en apps.

¿Por qué es importante la experiencia de usuario?

  • La experiencia de usuario y la usabilidad de tus páginas son el esqueleto de tu sitio web. Esta es la razón por la que no podemos diseñar un sitio web en base a intuiciones propias. Diseñar una web usable requiere de investigación, experimentación y el establecimiento de objetivos a superar como la tasa de conversión, el CTR, etc. Descubre cómo la usabilidad de las puertas puede ayudarte a mejorar tu web.
  • Una buena experiencia de usuario te permite incrementar la satisfacción del cliente y, por supuesto, la tasa de conversión. Muchas de las conversiones perdidas y los abandonos de carrito se deben a una mala experiencia de usuario.
  • Una buena experiencia de usuario contribuye también a la retención de los clientes, lo cual tiene un gran impacto en el negocio.

¿Cómo puedes mejorar tu experiencia de usuario?

Más allá de cualquier guía o buenas prácticas en cuanto a usabilidad y experiencia de usuario, en AB Tasty defendemos que la mejor estrategia es la optimización continua. Es únicamente a través de una metodología de testeo continuo como se alcanzan los mejores resultados.

Proceso de diseño:

Existen multitud de métricas que miden el rendimiento de tu sitio web o aplicación, pero no las necesitamos todas para analizar la usabilidad. Si, por ejemplo, queremos mejorar la interacción con una aplicación, deberíamos prestarle atención a la cantidad de tiempo que pasan nuestros usuarios usando dicha aplicación, o cuántas veces hacen uso de una funcionalidad principal. La primera regla es decidir qué métricas son las más relevantes para nuestro negocio.

¿Cómo se evalúa la experiencia de usuario?

Puedes encontrar muchas herramientas y metodologías a seguir que te ayudarán a analizar la calidad de tu experiencia de usuario web.

  • Herramienta de analítica web: esta herramienta no ofrece necesariamente información sobre un caso en particular, pero te permite identificar problemas como el abandono del carrito, la tasa de rebote, etc.
  • Evaluación heurística:  Consiste en una inspección de la usabilidad de un sitio web para encontrar posibles errores y descubrir oportunidades de optimización.
  • Mapas de calor y grabación de sesiones: Estas dos herramientas te permiten observar el comportamiento de tus usuarios a través de tus distintas páginas web. Son especialmente útiles cuando ya has encontrado un posible error en una página y necesitas investigar más a fondo.
  • Test y opiniones del usuario: Por supuesto, al realizar test puedes constatar si tus ideas de optimización en efecto mejoran o solucionan el problema de usabilidad con el que contabas en un inicio. Si a esto se le añade la posibilidad de que los usuarios te envíen sus opiniones, esto se convierte en una gran oportunidad no solo para ver si los cambios son efectivos y del agrado de tus usuarios, sino que te ayudará a encontrar otros posibles problemas en tu web que aún no conocías.

¿Qué tipo de test y estrategia de optimización usar?

La clave para optimizar una página web reside en conocer bien a tus usuarios. Sin esto, no serás capaz de lanzar test eficaces. Necesitas identificar los factores que provocan que tus usuarios no hagan clic en tus llamadas a la acción y esto puedes hacerlo usando tu herramienta de analítica web. ¿Se entiende la organización de la página? ¿Está el CTA enlazando con la página que debe? ¿Es lo suficiente visible y atractivo?

Una vez que hayas analizado tu página y descubierto lo que tu usuario busca (y no encuentra) en tu web, deberías implementar los cambios necesarios usando una herramienta de A/B testing. Estos test te permitirán confirmar o rechazar tus hipótesis de optimización de una forma sencilla y basada en datos. De esta forma, la toma de decisiones es mucho más fácil y rápida ya que no se basa en intuiciones propias sino en datos reales.

Otro aspecto esencial en cualquier estrategia de optimización es el hecho de conocer el camino del cliente o customer journey en inglés, es decir, la serie de pasos que tus usuarios deben seguir desde que acceden a tu página hasta que finalmente convierten. Una vez que tengas claro todos los pasos que deben seguir puedes usar herramientas como la grabación de sesiones para ver qué sucede cuando no terminan la conversión y abandonan la página. ¿Encontraron lo que estaban buscando? ¿Podían encontrar el CTA?

La optimización de la experiencia de usuario, así como cualquier otro aspecto de una web debe considerarse como un proceso sin fin. De esta forma los errores que vayan apareciendo serán corregidos más rápidamente y el funcionamiento de la página saldrá muy beneficiado.

Con la herramienta de optimización de conversiones de AB Tasty puedes realizar tanto análisis de tus páginas web con su herramienta de grabación de sesiones y mapas de calor, como cualquier tipo de test e incluso mejorar la interacción con tus usuarios gracias a AB Tasty Engage, nuestra librería de herramientas inteligentes.

En AB Tasty ya llevamos muchos años de experiencia en el sector de la optimización de la tasa de conversión o CRO. Estas son algunas de las lecciones que hemos aprendido:

 

Compartir
Twittear
Compartir